Portada » Aves » Cinco especies de ave. Cercanas y en peligro en la naturaleza

Cinco especies de ave. Cercanas y en peligro en la naturaleza

6
Acciones
Pinterest Google+

Año nuevo, vida nueva. Pero todo sigue igual y no se puede parar de luchar por proteger a la naturaleza de los peligros que la acechan. En esta ocasión ha sido la Sociedad Española de Ornitología (SEO) la encargada de poner énfasis en la protección de cinco especies de aves que todos conocemos y que por una causa u otra, están sufriendo.

En concreto son el gorrión, la lechuza, el cernícalo primilla, el sisón y el halcón peregrino las aves sobre las que SEO ha puesto el aviso. Son las cinco especies sobre las que esta organización va a poner más atención ya que requieren un seguimiento constante. Los esfuerzos se centran en conseguir que sus hábitats estén en plenas condiciones y en un control de la evolución de sus poblaciones.

Cinco aves a tener en cuenta en la naturaleza

Todos conocemos al gorrión común, un pájaro pequeño. Posiblemente sea una de las especies más conocidas en la ciudad. Es una de las aves más extendidas en el mundo, pero eso no quita para que esté sufriendo un declive en España y Europa. Recientemente ha sido elegida como Ave del Año 2016 por SEO/Bird Life. No hay que olvidar que los gorriones son unos indicadores perfectos para saber cómo está la vida en entornos cercanos al ser humano.

La lechuza común es un ave nocturna conocida por su labor como depredadora de roedores. Es una especie que está también en declive y es monitorizada por SEO cada año gracias al programa Noctua.

En las rapaces sufren mucho tanto el cernícalo primilla como el halcón peregrino. La primera de ellas tiene un hábitat muy mermado por los cambios que se han producido en zonas de campo en los últimos años. Por primera vez se van a marcar algunos ejemplares con dispositivos GPS para estudiar sus movimientos. En cuanto al halcón peregrino, es la falta de alimento y la intoxicación por venenos y plaguicidas lo que ha hecho que esté en peligro.

Finalmente, el sisón común también ha sufrido la mano del hombre en entornos agrícolas, concretamente en zonas de cereales. En 2016 se realizará un censo nacional de esta especie para ver su estado de conservación y con el objetivo de actualizar la población. Será la segunda vez que se realice un censo parecido.

Siguiente noticia

10 curiosidades sobre la ballena azul que te sorprenderán

Siguiente noticia

Ratones en Doñana para detectar la contaminación