Portada » Mamíferos » China destruye 6,15 toneladas de marfil ilegal

China destruye 6,15 toneladas de marfil ilegal

0
Acciones
Pinterest Google+

El secretario general de la Convención sobre Comercio Internacional de Especies Amenazadas (CITES) aplaudió este lunes la destrucción por parte de China de 6,15 toneladas de marfil procedente de la caza furtiva de elefantes, en una ceremonia en la que junto a CITES estuvieron presentes otros observadores internacionacionales incluyendo representantes de varias embajadoras, las delegaciones chinas de UNEP y de la IUCN, así como organizaciones no gubernamentales como WWF y TRAFFIC.

En un discurso pronunciado durante la ceremonia de destrucción del marfil, John Scanlon subrayó que China es el principal país de destino para la venta de esas piezas y que la pulverización del material incautado %u201Cmanda un mensaje inequívoco, a nivel nacional e internacional, de tolerancia cero%u201D.

Scanlon señaló que China también ha aumentado las penas económicas y de cárcel para los responsables de esos crímenes. En ese sentido, recordó los estrechos vínculos entre las redes de crimen organizado, y en algunos casos milicias rebeldes, con la caza de elefantes. Por este motivo, abogó por reforzar la cooperación internacional en la lucha contra ese flagelo e insistió en la necesidad de redoblar los esfuerzos por combatir la caza, el contrabando y la venta de marfil, y por monitorear los países de origen, tránsito y destino final de esas piezas.

Según datos del programa de seguimiento de la caza ilegal de elefantes africanos de CITES, los registros y confiscaciones de 2013 apuntan a un nuevo récord de caza furtiva. Más de 22.000 de esos animales murieron en 2012 como consecuencia de esas actividades criminales.

Junto a China, Gabon, Filipinas y EEUU han destruido recientemente sus almacenes de marfil y Francia ha señalado también su intención de hacerlo, han señalado desde TRAFFIC lo que tiene un impacto significativo en el comercio ilegal de marfil.

Por su parte, desde WWF, Fan Zhiyong ha recordado que los cazadores matan a diez de cada cien elefantes africanos por la elevada demanda de marfil por lo que el gesto de China es ""un solemne copromiso"" del gobierno para garantizar la supervivencia de los elefantes africanos.

Según los últimos datos del sistema de información sobre el comercio de elefantes que recopilan TRAFFIC y CITES, el comercio ilegal de marfil alcanzó en 2011 los niveles más altos de los últimos 16 años y los datos preliminares apuntan a que el nivel de tráfico ilegal será superior en 2013.

Siguiente noticia

La Diputación de Málaga crea una plataforma de información ornitológica

Siguiente noticia

Muere un lince atropellado en Córdoba