Home»Ciencia»Desarrollan nuevas herramientas para preservar los hábitats coralinos

Desarrollan nuevas herramientas para preservar los hábitats coralinos

0
Acciones
Pinterest Google+

Descubrir el empleo que los organismos marinos realizan de los hábitats demersales, los del fondo del mar, es el objetivo del proyecto CoralFISH, una iniciativa europea en la que los investigadores han analizado la interacción entre los corales, los peces y la pesca para utilizar la información obtenida en el desarrollo de herramientas de simulación predictivas y de monitorización que ayuden a la gestión ecosistémica de las profundidades europeas y del resto del planeta. Asimismo los especialistas han estudiado los sistemas de coral deteriorados por actividades humanas como la pesca de arrastre aportando nuevos medios para protegerlos de estos daños adicionales.

De este modo, en este trabajo se midieron por primera vez distintos parámetros de los hábitats coralinos de seis regiones: frente a la costa occidental de Irlanda, la zona oriental del Mar de Noruega, el Golfo de Vizcaya (Francia), los alrededores de Las Azores (Portugal) y el Mar Jónico (Italia).

 

Los modelos desarrollados permitieron predecir la ubicación de corales y descubrir una esponja hasta ahora desconocida en las aguas de Noruega. La capacidad de predicción alcanzada permitirá que los responsables políticos aprovechen de la mejor manera posible el espacio marino destinado a la pesca, el tendido de cables de telecomunicaciones y la exploración minera sin perjuicio para el medio ambiente.

Además, este proyecto es el primer trabajo europeo dedicado a crear un sistema de vídeo estandarizado aplicable a las labores cartográficas del fondo marino. De hecho, como resultado de la investigación se ha creado el programa informático COVER -Registro de observación de imágenes de vídeo personalizable- cuyos elementos más idóneos se han incorporado a un paquete de herramientas informáticas creado por el Instituto Francés de Investigación para la Explotación Marina (Ifremer).

Coordinado por la doctora Sadhbh Baxter y el doctor Anthony Grehan del departamento de Ciencias Terrestres y Oceánicas de la Universidad Nacional de Irlanda, en el proyecto han participado dieciséis socios de once países europeos, especialistas en biología de la pesca demersal, investigadores y modelizadores de ecosistemas, economistas y una pyme dedicada a la industria pesquera, con la financiación de la Comisión Europea que ascendió a 6,4 millones de euros de un presupuesto total de 10,8 millones de euros.

El doctor Anthony Grehan, especializado en ecología demersal, ha señalado que la necesidad de contar con herramientas y una estrategia destinadas a la ordenación territorial del entorno marino es cada vez más acuciante, en concreto, a causa del aumento de la actividad humana en los fondos marinos destinada a la pesca, la exploración de petróleo y gas y la minería, lo que ha agudizado la competencia por los recursos demersales, "obligando a dar prioridad a la conservación de la biodiversidad y la variación genética de cara a mantener la salud del planeta".

Pese a que el proyecto CoralFISH ya ha concluido, varios de sus componentes continuarán su trabajo gracias a la financiación del programa marco europeo de investigación e innovación Horizonte 2020. La información adicional sobre los resultados del proyecto se publicará en un número especial de la revista Deep Sea Research a principios de 2014.

Siguiente noticia

La comarca de Los Pedroches apuesta por el turismo ornitológico y de naturaleza

Siguiente noticia

Los países de la UE tienen que implicarse más para proteger la biodiversidad