Portada » Biodiversidad » Descubren dos nuevas especies de abejas en Argentina

Descubren dos nuevas especies de abejas en Argentina

4
Acciones
Pinterest Google+

Hasta ahora era bien sabido por todos que las abejas recolectaban miel. Sin embargo, gracias al estudio de Juan Pablo Torretta, profesor de Botánica de la UBA, y su grupo, se han descubierto dos nuevas especies de abejas que también coleccionan aceite en la provincia de Misiones, Argentina. Son las llamadas abejas aceiteras, pertenecientes al género de las Monoeca: Monoeca pulchella y Monoeca armata.

Esto no significa que estas nuevas especies de abeja no polinicen flores, como hace la típica abeja melífera, sino que además, también colectan aceites de algunas plantas. Esta es su característica más llamativa. Usan el aceite que segregan algunas flores de plantas tropicales. Es por esto mismo que, aunque las abejas aceiteras se extienden por todo el trópico, viven fundamentalmente en la región tropical de América. Especialmente en Argentina hay una tribu con una gran variedad de abejas entre las que se encuentran estas dos nuevas especies.

 

Características de las abejas aceiteras

Morfológicamente, las abejas aceiteras se distinguen fácilmente del resto de su especie. Pueden tener diferentes colores y medir entre seis milímetros y cuatro centímetros. Otra particularidad es que poseen una o varias patas en las que tienen un depósito para almacenar el aceite. Eso sí, a simple vista tiene el aspecto de una abeja habitual.

Usos del aceite

El aceite es una sustancia con propiedades muy beneficiosas en muchos sentidos. No solo es bueno para el ser humano, también para las abejas. En concreto, ellas usan este enérgico alimento para dar de comer a las crías y construir sus nidos. A diferencia del resto de abejas, que utilizan la miel tanto para alimentar a sus larvas como para fabricar sus paneles hechos a base de cera.

Resulta realmente interesante que estos insectos sepan aprovechar los beneficios del aceite. Fue el biólogo alemán Stefan Vogel quien descubrió hace aproximadamente 50 años el vínculo que existía entre ciertas plantas y estas abejas.

Siguiente noticia

Cataluña reclama que el lobo sea especie protegida

Siguiente noticia

Premios Cuadernos de la Energía