Portada » Mamíferos » El lobo se refugia del ser humano en la época de cría

El lobo se refugia del ser humano en la época de cría

2
Acciones
Pinterest Google+

Según un estudio publicado en la revista Biologial Conservation –con la colaboración del experto Víctor Sazatornil del Departamento de Biologia Evolutiva, Ecología y Ciencias Ambientales de la Universidad de Barcelona– ha revelado que el lobo es más vulnerable durante la época de reproducción porque minimiza el riesgo de interaccionar con el ser humano.

El lobo habita en áreas de distribución muy extensas en comparación a los demás mamíferos terrestres. Esto conlleva a que el animal sea capaz de progresar en cualquier ambiente, incluidos los dominados por la actividad humana.

Un equipo de veintisiete investigadores ha señalado que la vulnerabilidad del lobo respecto al hombre es mayor en algunos momentos de su ciclo vital, como en la época de reproducción.

“Tras revisar 728 lugares de cría de diferentes emplazamientos del área de distribución del lobo, hemos encontrado que, de manera general, los lobos minimizan el riesgo de interaccionar con el hombre situando sus lugares de reproducción en espacios alejados de la actividad humana dentro de sus territorios, o bien ubicándolos en zonas con abundante refugio donde pasan desapercibidos o el acceso del hombre se ve dificultado”, ha apuntado Sazatornil.

Se ha verificado que en el continente europeo y asiático el lobo es muy sensible a los humanos a la hora de seleccionar los lugares donde criar a sus cachorros y que se cobija en las zonas más abruptas y elevadas de sus territorios. Sin embargo, en Norteamérica, suele elegir los fondos de valle y zonas de relieve más suave.

En la península ibérica, se suele descuidar el hábitat para el lobo en ambientes muy humanizados porque se considera que no es algo que afecte mucho al ejemplar. Seguramente esto se deba a la reflexión de que ha sobrevivido hasta hoy en estos lugares.

El especialista López-Bao– Universidad de Oviedo– propone garantizar la presencia de pequeñas zonas dentro de sus territorios en las que se preserve una vegetación que ofrezca protección y se regule la actividad humana durante el periodo reproductor del lobo.

 

Siguiente noticia

Los buitres negros se recuperan en Baleares

Siguiente noticia

Tarzán al rescate de los elefantes