Portada » Aves » El proyecto LIFE+ Urogallo cantábrico logra importantes avances en 2013

El proyecto LIFE+ Urogallo cantábrico logra importantes avances en 2013

0
Acciones
Pinterest Google+

Urogallo cantábrico

La Fundación Biodiversidad del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente ha convocado la reunión semestral del Comité de Gestión del proyecto LIFE+ Urogallo cantábrico para analizar los resultados obtenidos a lo largo de 2013 y avanzar en las iniciativas a desarrollar durante 2014 para la conservación de la subespecie.

Durante el año 2013, las actividades más reseñables desarrolladas en el marco de este proyecto LIFE+ han sido las referidas a las medidas de gestión del hábitat, en las que se han realizado tratamientos selvícolas en 93,25 hectáreas y señalizado 20,3 km de cerramientos ganaderos. Además, se ha comenzado la negociación para la corrección de la subestación eléctrica de Collado La Vieja.

También se ha revisado el documento técnico “Caracterización genética de la población de urogallo cantábrico”, realizado por la Universidad de Oviedo, que ha servido para conocer la situación genética actual de la subespecie, así como el informe técnico “Programa de reforzamiento de la población de urogallo cantábrico”, que incluye un plan de actuación con las recomendaciones para el desarrollo del programa de reforzamiento.

Las Comunidades Autónomas, por su parte, están ejecutando planes tendentes al control de los efectos que sobre la subespecie tienen los competidores y predadores.

Desde el comienzo del programa de cría en cautividad, desarrollado en el centro de cría de Sobrescobio (Asturias), han nacido 32 pollos, de los que han logrado sobrevivir 12, un 37,5%, una supervivencia superior a la natural. Para incrementar estos ratios de supervivencia y revisar los protocolos, se ha acordado reunir a un grupo de expertos en cría de aves en cautividad. Además, continúan las actuaciones destinadas a incrementar el plantel de individuos reproductores del centro. En este sentido, se han radiomarcado tres hembras para su seguimiento.

Durante el último trimestre de 2013 se están redistribuyendo cinco ejemplares del centro de cría entre otros dos centros, el de Recuperación de Fauna Silvestre del Gobierno de Cantabria y el de Recuperación de Animales Silvestres de la Junta de Castilla y León en Burgos, para disminuir los riesgos de epizootias.

El proyecto desarrolla también acciones concretas para actuar sobre el estrato arbóreo y arbustivo en la zona oriental de la cordillera Cantábrica, en las ZEPA Liébana, Sierras del Cordel y cabeceras del Saja y del Nansa (Cantabria) y Picos de Europa (León). Actualmente se está trabajando en la zona occidental, en las ZEPA de Omaña y de Alto Sil (León).

El programa cuenta también con actuaciones de conservación que requieren la implicación de propietarios a través del programa de custodia del territorio y el impulso de los usos tradicionales. A lo largo de este año, se han firmado 12 nuevos acuerdos de custodia del territorio. Por otra parte, continúan desarrollándose las acciones de divulgación, con la puesta en marcha de dos campos de voluntariado, con un total de 24 participantes, de la campaña escolar 2013-2014 y la itinerancia de la exposición en 13 localidades de la cordillera. Se han editado también materiales divulgativos, como el manual de conservación del urogallo cantábrico, el tríptico de custodia del territorio y los paneles informativos del proyecto, todos disponibles en www.lifeurogallo.es. Se ha participado también en dos congresos y reuniones técnicas.

Además, se ha solicitado a la Comisión Europea una prórroga hasta el 31 de diciembre de 2016, para facilitar el cumplimiento de los ambiciosos objetivos del proyecto.

El proyecto LIFE+ 09 NAT/ES/000513 “Programa de acciones urgentes para la conservación del urogallo (Tetrao urogallus cantabricus) y su hábitat en la cordillera Cantábrica” tiene como objetivo fundamental frenar el declive de esta subespecie exclusiva del Noroeste de la Península Ibérica y fomentar su recuperación.

Las acciones del proyecto pretenden mejorar su estado de conservación y el de su hábitat, promover la educación ambiental y fomentar la sensibilización y participación de la sociedad.

El área de actuación comprende 16 ZEPA de la Red Natura 2000 en la cordillera Cantábrica y se desarrolla entre octubre de 2010 y septiembre de 2014.

El proyecto, coordinado por la Fundación Biodiversidad, está cofinanciado al 50% través del programa LIFE+, instrumento financiero de la Unión Europea para el medio ambiente, y cuenta como socios con las Comunidades Autónomas de Cantabria, Principado de Asturias y Castilla y León, esta última a través de la Fundación Patrimonio Natural de Castilla y León; el Consorcio Interautonómico para la Gestión Coordinada del Parque Nacional de los Picos de Europa; SEO/BirdLife y con la financiación del Organismo Autónomo Parques Nacionales y la Fundación Iberdrola.

Siguiente noticia

Descubren cinco especies de algas microscópicas en las Lagunas de Doñana

Siguiente noticia

La población de la ganga ibérica se incrementa en Andalucía un 266%