Portada » Lince » Se consolida la población del lince ibérico en Sierra Morena

Se consolida la población del lince ibérico en Sierra Morena

0
Acciones
Pinterest Google+

Parece que la recuperación del lince ibérico va por buen camino. Al menos es lo que destaca EFE Verde en conversaciones con la Conserjería de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural. Los datos hablan por sí solos, el setenta por ciento de los ejemplares liberados en los últimos años en la zona de reintroducción de Sierra Morena Oriental –provincia de Ciudad Real– sobreviven.

Los técnicos aseguran que es un dato más que positivo para garantizar la recuperación del lince ibérico. La cifra se ha dado durante la suelta del último ejemplar de lince ibérico que se va a liberar en 2018 en este territorio de Castilla-La Mancha. Esta suelta ha tenido lugar en el refugio de fauna ‘Chico Mendes’, ubicado en Castellar de Santiago.

Suelta de “Oretana”, una hembra de lince ibérico

El ejemplar liberado ha sido “Oretana”, una hembra nacida en el centro de cría en cautividad de La Olivilla de Santa Elena, Jaén. Es el quinto ejemplar liberado en Ciudad Real, tras la liberación de “Omiri”, “Ocelada”, “Opio” y “Oveja”.

Todo esto es obra del proyecto Life+Iberlince, por el que se han soltado en Ciudad Real 35 linces ibéricos, la mitad de los que se han liberado en toda Castilla-La Mancha. Unas liberaciones que arrancaron en el 2014 y que han conseguido consolidar la población estable de esta especie en la zona. Ya han nacido 17 cachorros en estado salvaje. Además, el proyecto ha conseguido el gran objetivo que se había propuesto, conseguir que en la zona de reintroducción hubiese al menos seis hembras territoriales.

El apoyo social de los habitantes de la zona ha sido vital. También se han suscrito convenios de colaboración con 22 fincas cinegéticas, sumando casi 37 000 hectáreas, para realizar mejoras en el hábitat de la caza menor, vital para el lince ibérico.

Una gran noticia para una especie tan emblemática.

Siguiente noticia

La 'defaunación' amenaza la biodiversidad

Siguiente noticia

Linces en la Sierra del Guadarrama, en Madrid