Portada » Mundo Marino » Mares limpios: los protectores de los océanos

Mares limpios: los protectores de los océanos

0
Acciones
Pinterest Google+

Sesenta países custodian más del sesenta por ciento de las costas mundiales. Los océanos y mares están protegidos gracias a la campaña Mares Limpios, la mayor alianza en la lucha contra la contaminación por plásticos. Un programa lanzado por la ONU en 2017 que  pretende concienciarnos sobre el problema del plástico. Cada año se lanzan más de ocho millones de toneladas de plástico a los mares, el equivalente a verter un camión de basura lleno de plásticos cada minuto. A este ritmo, en 2050 los océanos contendrán más plásticos que peces, y aproximadamente el 99 % de las aves marinas habrá ingerido plástico, según algunas estimaciones.

En la IV Cumbre de Medio Ambiente de la ONU (#UNEA4) se han adherido al programa Antigua y Barbuda, Trinidad y Tobago y Paraguay. En este sentido, el Gobierno de Antigua y Barbuda encabeza la iniciativa para la eliminación del plástico en el Caribe. “No es cuestión solo de firmar un documento y dejarlo en palabras”, aseveró el ministro antiguano, quien explicó que así, en 2016, el Gobierno decidió dar “el primer paso” con la eliminación de las bolsas de plástico de un solo uso, las mismas que “actualmente son historia”, ha explicado Molwyn Joseph, ministro de Medio Ambiente de Antigua y Barbuda.

La prosperidad del planeta: mares limpios

En la cumbre, celebrada en Nairobi, representantes de 170 países se dieron cita para elaborar una nueva hoja de ruta que permita la prosperidad del planeta, pero sin comprometer sus recursos naturales, garantizando el bienestar de las próximas generaciones. En Trinidad y Tobago apuestan por reforzar el sistema de gestión de residuos y tomar medidas de sensibilización de la población sobre la necesidad de segregar los desechos en vistas de un buen reciclado. Y en Paraguay, pese a que ellos no tienen costa, se han comprometido a limpiar los ríos. Más de un millar de voluntarios recogieron cuarenta y tres toneladas de basura del río Mburicaó en febrero.

Con estas últimas adhesiones queda patente el nivel de compromiso de América Latina en la lucha contra la contaminación de los mares y océanos. Una zona muy vulnerable a la basura marina.

Siguiente noticia

XVIII Maratón Ornitológico de SEO/BirdLife

Siguiente noticia

José Esquinas Alcázar: «Solo si hoy tenemos utopías las transformaremos mañana en realidades»