Portada » Medio Ambiente destina 1,2 millones a luchar contra el caracol manzana

Medio Ambiente destina 1,2 millones a luchar contra el caracol manzana

0
Acciones
Pinterest Google+

Caracol manzana (Pomacea insularum) eating Soft-stemmed Rush Juncus effusus.

La lucha contra el caracol manzana, una especie invasora que afecta al Ebro, recibirá 1,2 millones de euros por parte del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente para realizar trabajos conjuntos con Cataluña. La presencia del caracol manzana podría afectar a los ecosistemas y la biodiversidad que caracterizan el delta del Ebro, que han sido causa de su protección y que lo conforman como un hábitat único en el mundo.

El caracol manzana,un molusco gasterópodo acuático (de agua dulce) de la familia de los Ampullariidae, procede de una extensa área de América del Sur y está considerado una de las 100 especies invasoras más perjudiciales del mundo y ha causado estragos en cultivos de zonas húmedas, en todos los lugares que ha colonizado.

El Ministerio ha destacado que ha logrado una contribución europea desde 2011 a este objetivo de 1,5 millones de euros y que, recientemente se ha presentado a la Comisión Europea el expediente para 2013, por un total de 674.387,93 euros, cuya aprobación está prevista para finales de 2013. El caracol manzana es una plaga para el cultivo del arroz a la que el Ministerio ha destinado fondos de 1.230.782 euros entre 2011 y 2013, que se suman a 4.480.277 euros que ha aportado en ese periodo por Cataluña.

En cuanto a los fondos europeos, el Gobierno ha logrado aprobar contribuciones de 735.625 euros en 2011 y de 861.514,84 euros para 2012. Recientemente se ha presentado a la Comisión el expediente para 2013 por un importe de 674.387,93 euros, cuya aprobación está prevista para finales de 2013. En total la cofinanciación Comunitaria prevista hasta el 2013 supone 2.645.156,27 euros, retornable a la previamente realizada por el Ministerio y la Generalitat.

Siguiente noticia

Las voces de los delfines se distinguen con un algoritmo que reconoce canciones

Siguiente noticia

El mero, el sargo y la lubina se recuperan en la reserva de las islas Medes