Home»Mundo Marino»Peligro bajo el mar

Peligro bajo el mar

0
Acciones
Pinterest Google+
Cada día un mayor número de especies marinas se encuentra en peligro en los mares y océanos de nuestro planeta. Las actividades humanas y su efecto sobre este medio están provocando el surgimiento de nuevas enfermedades que preocupan a expertos y científicos de cara al futuro de este importantísimo ecosistema.
No son pocos los males que afectan al medio marino. El cambio climático, unido a la sobrepesca, la destrucción de hábitats y la acidificación de los océanos son sólo algunos de los factores que están poniendo en peligro la vida en las aguas de nuestro planeta. Por si fuera poco un estudio internacional coordinado por diversos foros y en el que han participado dos grupos de científicos españoles de las Universidades de Barcelona y Valencia, junto a representantes de once países, ha puesto de relieve el surgimiento de nuevas enfermedades que están afectando gravemente a multitud de especies marinas.
Los motivos que están causando estas afecciones son diversos, como señala el catedrático del Departamento de Biología Animal de la Universidad de Barcelona, Alex Aguilar. Pero todos tienen un rasgo común: ser inducidos por actividades humanas. Por un lado, tal y como señala este científico, “el hombre introduce agentes patógenos en el mar por diversas vías (aguas residuales provenientes de tierra firme, mayor presencia de personas y animales domésticos en la franja litoral, traslado de animales silvestres de una región a otra…)”; y por otro la modificación de los ecosistemas supone un agravamiento de las enfermedades tradicionales, ya que la contaminación deprime el sistema inmunitario de los vertebrados haciéndolos más vulnerables. Si a esto sumamos “la sobre-explotación de los recursos pesqueros, que hace que haya menos alimento en el mar y que las especies predadoras estén en ciertos momentos malnutridas”, y el calentamiento global, que lleva a ciertos patógenos a extenderse a aguas en las que antes no podían sobrevivir por su frialdad, obtenemos así un cóctel explosivo que amenaza cada vez más a nuestra fauna acuática.
Pero, ¿cuáles son las especies que se están viendo más amenazadas por esta nueva circunstancia? Tal y como señala Aguilar, parece que los predadores se llevan la peor parte. Delfines, orcas, focas, leones y osos marinos… todos ellos son “más sensibles a la sobrepesca” y a la acumulación de contaminantes químicos a lo largo de la cadena alimentaria, lo que hace que “las especies situadas al final de esta cadena se vean expuestas a concentraciones más elevadas que las que explotan los recursos situados en la base”.
La consecuencia de todo ello y lo que más preocupa ahora a los científicos es la dispersión de virus especialmente infecciosos y muy agresivos, como el causante del moquillo en los perros, y el efecto de algunos compuestos capaces de generar una fuerte acción inmunodepresora, siendo además su presencia en ciertos mares y su persistencia en el medio muy elevadas. Así, los mares Mediterráneo, Negro, del Norte y de Japón, y las aguas costeras del norte de América son probablemente las zonas en mayor peligro, y aquéllas hacia las cuales debemos volver la vista con el objetivo de disminuir las acciones que están provocando este cambio en un medio tan vital para la vida en nuestro planeta como el marino.

Fernando de los Ríos
Siguiente noticia

2010 fue junto a 2005 el año más caluroso de la historia

Siguiente noticia

La rata de agua más antigua de la historia