Portada » Mundo Marino » ¿Qué son las salpas? Unos seres extraordinarios

¿Qué son las salpas? Unos seres extraordinarios

2
Acciones
Pinterest Google+

Las playas de la Costa Tropical de Granada y una parte de la zona oriental de la Axarquía malagueña tiene nuevos habitantes. El fin de semana se ha llenado su arena de salpas, unos seres extraordinarios. Son criaturas invertebradas y su aspecto se asemeja al de las medusas. Sin embargo, no hay nada de qué temer. Son absolutamente inofensivas y hacen una función fantástica en los mares y océanos.

Los bañistas se han visto sorprendidos por miles de pequeños organismos transparentes. Las redes sociales ardían ante lo que parecían medusas en miniatura o incluso microplásticos u otro material contaminante. «Estos invertebrados no tienen nada que ver con las medusas, por lo que no son urticantes. Por su disposición cuando se unen también reciben el nombre de ‘cinturón de Venus’», explica a EFE el biólogo del Aula del Mar de Málaga, Juan Jesús Martín. «Son el paso intermedio entre los invertebrados y los vertebrados, puesto que tienen una primitiva columna, y forman parte del plancton, la sopa marina que es la base de la cadena alimenticia en el mar», continúa.

Salpas, inofensivas

Su nombre científico es Salpa fusiformis y pertenecen a la familia de los tunicados y de la clase de los Taliáceos. Suelen vivir en mar abierto, que es su hábitat natural, aunque a veces la subida de luminosidad, las corrientes o el viento pueden provocar una producción masiva de salpas con su consiguiente acercamiento a la orilla.

Aunque parezca un fenómeno poco común, es más habitual de lo que parece. Lo que sí es peculiar es la fecha en la que se produce, pues normalmente se da fuera de la temporada de baño con menor presencia de personas en las playas. Cada vez irán apareciendo menos hasta que sea difícil volver a verlas.

Función importante en el ecosistema

«Cuando nadan y se alimentan permanecen unidos, dando cierta opacidad al agua; cuando hay mucha concentración de fitoplancton, su reproducción se dispara, y si hay marejada, es normal que aparezcan en la orilla de nuestras playas, cómo ha ocurrido durante este fin de semana», cita Lola Ortega Jiménez, licenciada en Ciencias Biológicas en la especialidad de Zoología, para Granada Hoy.

«Es una suerte que tengamos salpas. Tienen un papel y función muy buena para el ecosistema. Son capaces de alimentarse de bacterias, fitoplancton y pequeñas larvas de zooplancton, atrapan el carbono en éstos compartimentos del ecosistema en forma de pelotas fecales que pesan más y acaban yendo al fondo. Secuestran así el carbono», explica Laura Prieto, doctora en Ciencias del Mar e investigadora en el Instituto de Ciencias Marinas de Andalucía en Cádiz (CSIC), en Cadena SER.

Vídeo de salpas llegando a las playas

Siguiente noticia

Descubren una subespecie salvaje: el gato zorro

Siguiente noticia

REE y sus avances en la recuperación de la Posidonia Oceánica en Baleares