Un comité de la Asamblea estatal votó el miércoles a favor de promover un proyecto de ley que requeriría una revisión legislativa de las nuevas y controvertidas tarifas mensuales de las facturas de electricidad.

La Comisión de Servicios Públicos del estado, presidida por personas designadas por el gobernador Gavin Newsom, aprobó la tarifa de $24,15 por mes la semana pasada. A cambio de la nueva tarifa, los consumidores recibirán un precio más bajo por cada kilovatio-hora de electricidad que utilicen.

La administración Newsom dice que la nueva estructura de facturación es necesaria para alentar a más personas a comprar automóviles eléctricos y reemplazar los electrodomésticos de gas en sus hogares, lo que reducirá el uso de combustibles fósiles en el planeta.

Una coalición de más de 250 consumidores y otros grupos protestaron por la nueva tarifa mensual, diciendo que millones de californianos que viven en hogares o casas pequeñas que usan menos electricidad tendrán que pagar sus facturas para ayudar a quienes usan más electricidad. .

Varios miembros del Comité de Servicios Públicos y Energía de la Asamblea dijeron el miércoles que debería haberse discutido una nueva tarifa fija en 2022. Fue entonces cuando Newsom lo propuso en un enorme proyecto relacionado con su presupuesto. Dentro de unos días pasó con poca discusión pública.

Pacific Gas and Electric había pedido a la comisión una nueva tarifa mensual en el documento reglamentario apenas tres meses antes de la aprobación del proyecto.

“Deberíamos haber tenido este debate hace dos años”, dijo Mark Berman, un demócrata de Menlo Park. “Realmente no sabemos si tendrá un impacto”.

En enero, Jackie Irwin, demócrata de Thousand Oaks, presentó un proyecto de ley que derogaría gran parte del proyecto de ley de 2022 de Newsom.

Los líderes de la Asamblea bloquearon el proyecto de ley de Irwin en una audiencia del comité el mes pasado, pero luego él acordó debilitarlo.

Se supone que su proyecto de ley actual, conocido como AB 1999, estudiará en 2028 quién pagará más o menos bajo el nuevo copago de $24,15 y si tiene consecuencias no deseadas. Dijo que la Legislatura decidirá entonces cómo se debe cambiar la tarifa.

La coalición argumentó que el proyecto de ley de Newsom causaría dificultades financieras a las compañías eléctricas porque eliminaba el mínimo de 10 dólares para cargos fijos que había estado vigente desde 2013.

El proyecto de ley de Irwin evitaría que las empresas de servicios públicos aumentaran su tarifa fija debido a la inflación.

La nueva tarifa se aplica a los clientes de las empresas de energía del inversor, incluidas PG&E, Southern California Edison y San Diego Gas & Electric. No se aplica a clientes del Departamento de Agua y Energía de Los Ángeles ni a otros servicios públicos.

Irwin dijo el miércoles que la Legislatura debería considerar la tarifa fija en lugar de dejar la decisión a la Comisión de Servicios Públicos. Dijo que la comisión se ha convertido en un “sello de goma” para las solicitudes de servicios públicos.

El comité votó 9 a 0 para remitir el proyecto de ley al Comité de Asignaciones de la Asamblea.

Está previsto que los pagos fijos comiencen a finales de 2025.

Fuente